sábado, 17 de diciembre de 2011

Menú vegano de navidad

Estamos sumergidos en las fechas navideñas: ya empiezan las comidas/cenas de empresa, reuniones familiares y toda una serie de eventos en las que la comida será una de las protagonistas.
En esta entrada presento una propuesta de menú navideño muy diferente al acostumbrado: se trata de un menú vegano. Podemos disfrutar de la comida navideña sin tener la necesidad de tomar ningún ingrediente de origen animal.

¿Por qué no te apuntas? :-)


Fuente: defensanimal.org

sábado, 3 de diciembre de 2011

Otra vida sí es posible: el caso de Colin Beavan


Estamos acostumbrados a vivir sin plantearnos cómo hacemos las cosas, o si estamos haciendo lo correcto. Muchas veces sabemos que podemos hacerlo mucho mejor, pero nos quedamos estancados en la pregunta "¿cómo puedo hacerlo?", o también "yo no puedo hacer nada por cambiar. Yo solo no arreglaré nada".

Sin embargo, hay personas en el mundo que deciden ir a contracorriente porque consideran que sí se pueden cambiar las cosas. Éste es el caso de Colin Beavan, un ingeniero neoyorquino que decidió hacer durante un año el siguiente experimento: dejar la menor huella posible en el mundo. Para ello, durante esos doce meses, hizo cosas como regalar su televisor, compostar su basura, comprar objetos de segunda mano, cultivar sus propios vegetales, ir en bicicleta a todas partes, cambiar la pasta de dientes por bicarbonato, dejar los limpiadores del hogar y usar en su lugar bicarbonato y vinagre, no comprar comida para llevar por los envases plásticos que utiliza y un largo etcétera. A lo largo de este año la familia Beavan se ha dado cuenta de que, lo que en un primer momento era un experimento del que se informaba a través de blog, se ha convertido en una manera de vivir. Ya no quieren volver a su antigua vida y han visto cómo se puede seguir con el día a día consumiendo lo menos posible.

Vivir de otra forma es posible... ¿Por qué no lo intentamos?

Más información:
http://www.shock.com.co/actualidad/impreso/articuloshock-cruzada-el-medio-ambiente-de-colin-beavan

http://www.elpais.com/articulo/portada/Superheroe/verde/elpepusoceps/20090920elpepspor_3/Tes

http://noimpactman.typepad.com/

viernes, 2 de diciembre de 2011



(se aconseja escuchar la canción mientras se lee el texto)


"What it everything around you isn't quite as it seems?
What if all the world you think you know... Is an elaborate dream?
If you look at your reflection... Is it all you wanted to be?"

NIN. Right where it belongs


Despiertas. Estás tapada hasta la nariz con tu funda nórdica, segura porque se está calentito. Da miedo sacar ni tan siquiera el brazo. Parece que hace demasiado frío ahí afuera.

Pero hay que salir, y "pelear con la vida": ir a trabajar, insultar a alguien mientras conduces, meterse en alguna de las interminables discusiones del feisbuc

Te levantas, te duchas, desayunas y te piras. Tu día a día no está nada mal, pero te quejas; forma parte del natural del hombre y mujer de hoy en día: quejarse aunque todas sus necesidades básicas están más que cubiertas, cuando se tienen periodos de asueto y la vida es más o menos apacible. Pero bueno, siempre se puede ser más guapo/a, tener más sexo o más dinero para comprar más cosas.

Más, más más... ¿Más qué?

Entonces, una noche, a la luz de las velas y en la soledad de tu piso, te das cuenta de que has caído. No te diferencias demsiado del resto de mortales que te rodean.

Eres una más

Es fácil echarle la culpa al sistema, a la tele, a la poca cultura que nos rodea y a la sociedad, pero tampoco te has esforzado en ser distinta. De hecho, tú misma, sin darte cuenta, has señalado con el dedo al que era diferente. Te has burlado de aquel tipo que quería llevar una vida diferente del resto. Has menospreciado las novedades. No sabes si lo has hecho porque en lo más hondo de tu ser envidias a aquellas personas, o porque realmente te dejas llevar. Realmente, el mundo es más fácil sin darle al tarro.

Pero... Mírate al espejo: ¿realmente querías esto? ¿Querías esta expresión desnaturalizada?

Hay algo que te puede: la desidia y la desconfianza. Te cuesta admitirlo, pero sabes que la pereza es la principal causa de no ser otra persona mejor. Eso y que eres reacia a los cambios. Todo aquello que se sale de lo estipulado, de lo "normal" nos causa desconfianza.

Vives en una caja de cristal




Llantos, dolor, golpes, desengaños, decepciones

Nadie dijo que ir contracorriente fuera fácil. Pero empezar sólo consiste en abrir los ojos.

¿Te gusta lo que te rodea?

Esa pregunta resuena constantemente en tu cabeza. No te refieres a la situación de tu país, ni a los políticos, ni a nada de eso.Te refieres a ti misma, a tu entorno. Y entonces lo asumes

Nada es real. Yo no soy real.

Dioses

Y derrumbas muros, gritas y lloras. Y aquello que tu creías tan real y seguro no son más que falsedades.

¿Eliges vivir o morir en vida?

Y entonces sientes, por primerva vez en tu hasta ahora tan bonita y segura vida, que tienes el control.

Entoncs, sólo entonces, ves el mundo con otros ojos...


M.


domingo, 6 de noviembre de 2011





"¿Te ha gustado?"

Odio que me hagan esa pregunta. En según qué situaciones no se deben hacer esa clase de preguntas.

Esbocé una leve y forzada sonrisa y me di media vuelta, tapándome bien con la sábana. Tenía una sensación extraña, pero incómoda. Un pudor estúpido, pero inevitable.
Noté sus brazos rodeándome el cuello y su cuerpo apretándose contra el mío. Me sentía agobiada pero, ¿cómo le dices a una persona que no te abrace después de haber intimado con ella? Me parecía todo tan absurdo, tan irreal...

Los minutos parecían pasar muy lentamentem y el aire se hacía pesado por momentos. Cada vez me sentía más agobiada, hasta que me vi con la necesidad de incorparme. Noté cómo su mirada se clavaba en mi espalda y, al girarme, observé su gesto complacido, casi bucólico, como si en su cabeza estuviera pensando "¡qué mooooonaaaa!" Ni que fuera una oveja...

"¿Te vistes ya?"

"Sí"

"¿Y eso? ¿Tienes prisa?"

...

No pude más.

"Mira, esto... Esto no está bien"

No me sentía culpable, ni creía que estuvise haciendo nada malo ni nada de eso. Simplemente no me sentía a gusto con esa persona. No era mi tipo

Percibí en su cara un rictus de incompresión, hasta de decepción, diría yo.


"Es... Es por él, ¿verdad? Dijiste que ibas a dejarlo y no lo vas a hacer, ¿no es eso? Yo pensé... pensaba que... Esto podría funcionar..."

"Sí, voy a dejarle, pero no puedo seguir con esto. No es por él, es por lo nuestro. Sinceramente, algo me dice que no voy a sentirme a gusto si iniciamos una relación"


Empezó a temblarle la barbilla.

"Mira, tengo que pensar muchas cosas. Sobre ti, sobre mi, sobre mi mundo... Tengo demasiadas movidas y necesito aclararme. No creo que ahora consiga encauzar este drama emocional y creo que si nos ponemos hablar ahora se desencadenará una especie de tragedia griega que no sabré gestionar, así que mejor me marcho. Te llamaré, ¿vale? Lo prometo."


Me puse mi camiseta de lycra, le di un beso en la frente y me marché. Me sentía extraña; nunca había hecho algo así. Ahora tenía la papeleta de irle a él a contarle toda una serie de empanadas emocionales y lios que me llevaran a explicarle que estoy muy confundida, que no tengo clara mi sexualidad y un largo etcétera de medias verdades.

Sin embargo, una parte de mí se sentía alegre, como con un subidón de adrenalina. En ese momento, mientras me dirigía al coche, sólo pensaba:

"Joder, para redondear la jugada, al irme debería haberle dicho algo así como 'no te preocupes, pequeña, todo se arreglará'"

Pero claro, nunca había sido el chico en una relación.


Y eso se notaba.

M.

domingo, 9 de octubre de 2011

Picnic vegano en Palma de Mallorca

¡Hola!

Hoy hemos celebrado en Palma la marcha por los derechos de los animales. ha sido genial ver a la gente con sus animales de compañía apoyando la causa. AnimaNaturalis ha montado una mesa informativa en Plaza de España donde también se han vendido chapas y camisetas y, gracias a la colaboración de todos, se ha recaudado mucho dinero ¡Muchísimas gracias!
El domingo 16 de octubre, a las 13 hrs en el Parc de la Mar se va a celebrar un picnic vegano. Varios activistas vamos a reunirnos allí a compartir nuestras recetas y a pasar un buen rato. Si estás en Mallorca, ¿por qué no te animas? Es una buena forma de conocer gente nueva, así como una forma de vida tan sostenible y respetuosa como es el veganismo.

¿A qué estás esperando? :)

Más información del acto: http://www.animanaturalis.org/e/3706/nete_al_picnic_vegano_que_organiza_animanaturalis_en_palma_de_mallorca

M.

lunes, 3 de octubre de 2011

lunes, 26 de septiembre de 2011

Por qué soy antitaurina



Hace calor. El bochorno casi puede percibirse con la vista. El albero parece fundirse con los rayos del sol y crear figuras a pie de coso. El cielo, algo turbio, reproduce los ecos de la gente que espera en la cola, con la entrada en una mano y los cojines y refrigerios en la otra. El ambiente es festivo y animado; todo el mundo tiene ganas de entrar y disfrutar del espectáculo. Muchos niños, en brazos de sus padres, no acaban de entender por qué están ahí ni qué van a ver, pero ven a los mayores contentos y sonríen. En la lejanía empiezan a oírse las primeras notas de la banda que va amenizar la tarde; trompetas y bombos intentan reproducir los sonidos típicos de la cultura española: coplas, seguidillas y pasodobles resuenan en la distancia, en la antesala de lo que va a suceder en breve. Ya se oyen algunos "¡olé!" e incluso, muchas personas han decidido ataviarse para la ocasión o hacer pequeños guiños: monteras, capotes o toritos de Osborne en miniatura adornando las solapas de más de uno. Cada vez hay más gente a las puertas de la plaza.

Se acerca la hora.


Y en alguna parte, lejos aún de la muchedumbre, alguien aguarda el momento de salir. Está solo, a oscuras y piensa que le gustaría poder tumbarse a descansar. Porque aunque algunos no lo crean, él piensa. Y siente. Empieza a oírse un clamor y mucho jaleo. Un ruido de mecanismos y, de repente, una luz cegadora. Él no ve muy bien, pero sale a toda prisa creyendo que en cualquier sitio estará mejor que en ese agujero. Se topa con la figura de una persona portando una especie de manta y algunas banderillas. Brilla mucho y lo primero que hace es ir a por él. La gente, embravecida, chilla y corea el nombre del torero.

Pasan los minutos, interminables y angustiosos.

Pañuelos blancos por doquier. El torero ha hecho una buena faena. Mientras se prepara para su golpe final, él ya no puede más. Su propio cuerpo es una losa que no puede resistir, y sus patas se hincan en el suelo, alzando una gran polvareda. Agotado, observa como su propia sangre tiñe el albero. No sabe muy bien de dónde le brota, pero su vista empieza nublarse. Tiene el tiempo justo de observar cómo el torero, su verdugo, se acerca con una espada gigante. Por favor, hazlo rápido, no falles. Acaba con esto. Una lágrima humedece su pelaje negro y muere en su hocico. De fondo, se oyen vítores y alabanzas.

Se produce la estocada final del torero. Una estocada en el alma. El público se vuelve loco. Todos gritan "¡Olé, Olé!", mientras se lo llevan a él, todavía moribundo, al matadero. Su sangre forma un camino. Es oscura y en cada una de sus gotas permanece el recuerdo de sus días en la dehesa, bajo la sombra de un árbol. Porque aunque algunos no lo crean, ellos tienen recuerdos.

El ambiente empieza a tranquilizarse, aunque el olor a muerte y a sangre oxidándose invade toda la atmósfera.


Y eso que todavía faltan cinco toros.


M.

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Carta a los Nadie

Soy una joven de 24 años. Tengo una licenciatura, un máster y hablo tres idiomas, sin contar el español. Estoy cansada. cansada de no recibir ninguna oportunidad, de que no se confíe en mi, de no tener posibilidades.
Lo peor de todo es que no soy al única; miles de jóvenes se sienten como yo.
Me entristece y me inquieta hallarme en una situación creada por los mal llamados profesionales, por esas personas que, de forma consciente o no, conspiran y trapichean con las ilusiones y el futuro de todos nosotros. Esos mal llamados profesionales son los políticos.
Estoy cansada de discutir si ha sido la izquierda o la derecha la causante de esta situación. A mi juicio, todos son culpables del asesinato de la democracia. Todos, sin excepción, tienen las manos manchadas de sangre. La política es, a día de hoy, una mera cuestión especulativa donde se trafica con nuestros sueños. Gracias a ellos, cada día me hallo más lejos de ejercer mi profesión.

Yo soy profesora de Historia.

No es que haya ejercido mucho (no me han dejado), pero así lo siento en mis entrañas y para ello me he formado durante seis años.
Hace unos días tuve la desgracia de escuchar los improperios de un periodista de la cadena Intereconomía. Afirmaba que Miguel de Unamuno, Antonio Machado y José Ortega y Gasset, todos ellos profesores, no habrían salido a la calle cacerola en mano, dando y grito y portando pancartas con una pésima sintaxis. Que aquellos que lo hacían estos días eran "gilipollas". Pues yo, señor periodista, me sumo a esta "gilipollez" (prosiguiendo con su lenguaje de más que dudoso gusto). No soy ninguna "perroflauta", ni analfabeta, ni formo parte de ningún sindicato ni partido político. Sólo soy una profesora condenada a formar parte de las lista de interinos sin plazas ad eternum.
PP, PSOE, IU, CIU, UPyD, PSM, PNV y demás partidos autonómicos que olvido nombrar en esta lista: ustedes son los culpables de que yo me deprima con más facilidad, de que me amargue y me enfade. Me siento frustrada y desengañada. Ustedes tienen la culpa de que miles de jóvenes tengamos que aceptar que no hay perspectivas de mejora por el momento. Debería darles vergüenza salir cada día a la calle cuando saben, y todos sabemos, que no están haciendo absolutamente nada por nosotros. Deberían agachar la cabeza cada vez que ven en televisión las cifras del paro. Si tuvieran un mínimo de dignidad, dimitirían todos. En masa.
Yo aborrezco a la izquierda, me asusta la derecha, me hartan los socialistas y no estoy afiliada a ningún sindicato. Sólo soy una ciudadana sobradamente preparada y lamentablemente indignada. Detesto la política y les detesto a todos ustedes.
Ustedes, los Nadie, porque no son más que especuladores, no son quién para privarme de mis ilusiones. Sé que me costará mucho y deberé hacer enormes sacrificios, pero pueden tener por seguro que, pese a ustedes, pienso ser feliz.



Macarena Llull Molina.



P.D.: mi apoyo a todos los profesores que están saliendo a la calle, no para defender sus intereses, sino para defender los de los niños y jóvenes que, a este paso, van a heredar un país mediocre y nefasto

jueves, 1 de septiembre de 2011

Crisis y educación, o educación en crisis

La señora Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad de Madrid, ha enviado recientemente una carta a todo el personal docente de los institutos instándoles a que deben "trabajar más" porque las circunstancias son "especialmente graves" (podéis consultar la noticia en el enlace http://www.elpais.com/articulo/madrid/significado/horas/lectivas/elpepiespmad/20110831elpmad_2/Tes y también en http://www.elpais.com/articulo/madrid/directores/institutos/tendran/prescindir/2500/profesores/elpepuespmad/20110708elpmad_1/Tes)

Sin embargo, la situación va más allá de una sola comunidad autónoma del gobierno de un color u otro. La crisis está amenazando con afectar a la educación a nivel nacional: interinos despedidos, paralización de los procesos de contratación, profesores en plantilla que deben hacer más horas, recorte del horario lectivo de los alumnos, cese de los planes de renovación de los centros (ordenadores, infraestructuras, etc)... Esto es sólo una breve muestra del nubarrón que amenaza a nuestro ya maltrecho y vulgar sistema educativo. Nos hallamos a la cola de Europa en educación; somos uno de los países con peores resultados, con peores salidas para nuestros estudiantes y con unos índices de abandono de echarse a llorar. Aún hay otra característica más que añadir y que nos diferencia del resto de la Unión Europea: la mayor parte de países ha evitado llevar a cabo recortes en educación y, si han tenido que hacerlo, ha sido los menos posibles. Se considera que la educación es un pilar fundamental para formar a futuros ciudadanos y puede ser, incluso, una manera de invertir en la salida de la crisis y asegurar un futuro sólido para el país. Sin embargo, en España parece ser que la educación es un elemento completamente secundario, modificable y "pisoteable"; no sólo es el foco de discusión entre partidos o la excusa para atacar al contrario, sino que supone el campo principal sobre el cual los políticos pueden abocar su incompetencia alegando que "la situación está muy mal". Nos quejamos de los malos resultados de nuestros alumnos y alumnas, pero son ellos los primeros en sufrir las consecuencias de las malas gestiones. Si una de las primeras medidas que toma un país para salir de la crisis es recortar la educación, eso demuestra la poca importancia que éste le da al futuro de sus jóvenes y su indiferencia ante los alarmantes y crecientes problemas del sistema educativo.

Si el gobierno de un país no valora ni se preocupa por el futuro y la educación de sus propios ciudadanos, ¿quién lo va a hacer?

M.

miércoles, 31 de agosto de 2011

Publicación de una carta en Diario de Mallorca

Me han publicado una carta en la sección "Cartas al director" en Diario de Mallorca. No es gran cosa, pero tenía muchas ganas de decir lo que expreso en ella. Se titula "Las fiestas con animales", y la podéis encontrar en el siguiente link: http://www.diariodemallorca.es/servicios/cartas/cartaLector.jsp?pIdCarta=15537&pRef=2011083100_0_0__Cartas

Espero que os guste.


M.

lunes, 29 de agosto de 2011

Las fiestas con animales: Fornalutx

Correbou del año 2010. Imagen de: http://www.flickr.com/photos/pottipotti

Ayer fuimos al pueblo de Fornalutx para protestar contra el correbou, un festejo que se realizará la próxima semana en el lugar y que, para los que no lo conozcan, consiste en obligar a descender por el pueblo a un toro mediante cuerdas y sogas que se atan a sus cuernos. Se le estira y se le azuza para obligarle a andar; de hecho, el toro padece múltiples caída durante el camino debido a su cansancio y aturdimiento.
Estuvimos en una zona alejada del centro del pueblo, pero no nos importó; nuestro objetivo es concienciar y mostrar que, en una sociedad como la nuestras, los actos en los que se utilizan animales para nuestra diversión y/o en los que se les tortura, ya no tienen cabida.


M.

sábado, 13 de agosto de 2011

Manifestación antitaurina en Palma






Imágenes: AnimaNaturalis España

Una vez más, volvimos a la carga y nos manifestamos en contra de la corrida de toros que se celebró el jueves 11 en la plaza de toros de Palma. En primer lugar se realizó una manifestación, cuyo recorrido se inició en Plaza de España y finalizó en la plaza de toros, donde a continuación se llevó a cabo una performance que intentaba refleja el verdadero sentido y horrendo significado de la tauromaquia. Una vez acabada la performance, los activistas y manifestantes nos concentramos a las puertas de la plaza hasta algo más de las 22:30 de la noche. Algunos pensarán que estas protestas no tienen sentido, pero los que creemos en la causa no vamos a quedarnos sentados a esperar a que las cosas sucedan. sin más. No vale decir "estoy en contra de esto", y luego no hace nadar. Piensa y reflexiona, pero luego actúa. En la medida de tus posibilidades, pero actúa.


M.


P.D.: el domingo 14, a las 17 hrs. en la plaza de toros de Alcúdia (Mallorca) habrá una concentración antitaurina. Aquel que esté interesado en venir será muy bien recibido/a :)

miércoles, 27 de julio de 2011

Amor, destrucción, tortura y muerte



Foto de Marina Bestard Garau

http://youtu.be/23oBMOvt85o

(se aconseja encarecidamente escuchar la canción mientras se lee la entrada)

Una vez tuve un sueño. Soñé que todas las personas dejaban de odiarse y de temerse, y que ninguna de ellas sentía envidia o rencor por sus semejantes. Ninguna era mejor que otra, sino que todas tenían cualidades y que las hacían únicas.
Soñé que los gobiernos dejaban de ser corruptos, y que los países pasaban a guiarse por la justicia, la igualdad de oportunidades y la paz. Los gobernantes dejaban de explotar y mentir a su pueblo y se peleaban por ayudar a los más pobres.
Soñé que en el Cuerno de África los niños dejaban de morirse de hambre.
En mi sueño también se reflejaba cómo todos las sociedades conseguían vivir en armonía con los animales. Las personas ya no los utilizaban para su provecho; no se veían animales viviendo engrilletados para poder ser lucidos bajo las carpas de un circo, ni tampoco los toros eran torturados en los ruedos con el objetivo de obtener los vítores de la gente. Los animales conseguían vivir en su entorno, libres y felices, mientras la naturaleza se abría camino y las poblaciones se servían de ella sin destruirla ni extinguirla.

Sin embargo, al abrir los ojos y despertarme, comprobé que nada de lo que había soñado era real. Sigue habiendo pueblos oprimidos, niños muriendo de hambre y animales y entornos naturales destruidos y extinguidos por nuestra vana y absurda costumbre de creer que el ser humano es una raza superior. Es entonces cuando me entristecí y lloré. Y pobres de todos aquellos necios que piensan que todas estas desgracias no tienen que ver con ellos. Por la noche, en sus mentes, les aturdirán oscuras divagaciones, y cuando sus mentes se vuelvan sombrías y no sepan por qué, tal vez se den cuenta de que algo no funcionan...
Pero la semilla del egoísmo y la falta de compromiso ya estará sembrada en ellos.


(Dedicada a todos aquellos que, sea de la forma que sea, pelean cada día contra las injusticias. A veces me siento pequeña y avergonzada de no unirme más a todas esas "causas perdidas" que hacen que todavía no haya perdido la esperanza en la raza humana. GRACIAS, MUCHÍSIMAS GRACIAS a todos ellos)

M.

sábado, 16 de julio de 2011

Contra los circos con animales





Imágenes: AnimaNaturalis España


Una vez más, seguimos peleando por los derechos de los animales. Esta vez, nos concentramos en contra de los circos que usan animales. Como en s'Arenal hay uno, pues allí nos fuimos con AnimaNaturalis. Hay mucha gente que no nos quiere, pero nosotros no vamos a personalizar: nosotros defendemos a los animales y denunciamos públicamente todas las actividades injustas con ellos.

M.

sábado, 2 de julio de 2011

Incongruencias

Imagen de Raúl Buenaposada

Una mesa de madera de pino con un arbolito muerto sobre ella. Una taza de café a medio apurar. Algunas monedas de poco valor, oxidadas y desperdigadas. Una ventana mal cerrada y la luz de un flexo que vibra y tiembla. Una calle poco cuidada con unos edificios malparidos.

Estas son mis pertenencias.

Yo, sin embargo, no pertenezco a nadie. Ni a mi madre, ni a mi padre, ni al mundo, ni a las personas que puedan quererme, ni tan siquiera a las que puedan odiarme. Soy como una entidad repleta de energía, que fluye a través de los días, semanas y años.

Cada vez creo en menos cosas, pero a la vez la esperanza es lo que me ayuda a seguir fluyendo. Soy un dechado de contradicciones, una persona difícil de entender pero sencilla de contentar.

Y cuando estoy triste, y no quiero llorar más, me voy a la playa, a ver las dunas de arena y moverme al son del suave oleaje de la tarde como fuera un diapasón. Pero sin piano.
Y entonces las nubes se van, y observo como el sol me saluda y deja a su paso unas manchitas naranjas que yo borro con la manga de mi camiseta.
Las barcas de los pescadores no son muy grandes; ¿cómo pueden hacerlo para pescar unos peces tan grandes?

Estoy delirando; supongo que estaré enferma. Mis mofletes sonrosados delatan algún tipo de fiebre. Aunque es extraño, porque no me encuentro enferma, sino cansada y agotada, pero con ganas de sonreír. Será alguna enfermedad rara, de esas que ni los médicos encuentran cura porque nunca pensaba que existiera. Tal vez sean ganas de vivir. Tal vez, de tantas ansias de absorber cada segundo que me ofrece el tiempo, me ha dado un empacho y me he puesto mala.
Y ahora escribo frases inconexas sin sentido alguno para los entendidos en la lengua, pero que tal vez para un simple mortal sí que tengan un sentido.

Si es así, háganmelo saber, por favor. Mientras tanto, voy a escuchar canciones en francés y a ignorar todas aquellas cosas negativas y que huelen a naftalina (todo el mundo sabe que lo que huele a naftalina es malo y lo que huele a vainas de vainilla es bueno)


M.

miércoles, 22 de junio de 2011

sábado, 18 de junio de 2011

Para Carlos Pons Olivares

En días tan extraños como éstos, en los que todo parece inseguro y a punto de desmoronarse a la primera de cambio, parece increíble poder tener cerca a alguien que te aporte lo que parece que se ha extinguido en el mundo. Cuando las palabras ya se quedan vacías, corrompidas por personas que las pronuncian sin sentido, contar con alguien que no las pronuncia en vano es un soplido de aire fresco. Así es más fácil cambiar las cosas. Decides coger a esa persona de la mano y juntos crear un entorno más justo; los objetivos comunes se tornan un sólo bloque imposible de romper.
Cuando todo parece quebrarse siempre es alentador pensar que alguien esperándote en tu casa para decirte que todo va a salir bien, y viceversa: abrazar y ayudar a alguien cuando no se siente bien te reconcilia con el mundo.
Yo siempre he creído que había cosas injustas, pero no conocía las herramientas para poder cambiarlo (o al menos intentarlo). Cuando conoces a alguien combativo, dispuesto a creer en las utopías y llevarlas a cabo, te crees capaz de comerte el mundo. Es entonces cuando decides emprender un viaje lleno de dificultades, pero maravilloso y mágico.
Hay que pelear, sangrar, sufrir y llorar si se quiere ir contracorriente, pero creer en alguien, y que ese alguien crea en ti hace que las heridas sean recuerdos de unas batallas que siempre merecen la pena: las de la lucha por una vida justa.

Por eso, y por todas las cosas que están por venir, te dedico a ti, Carlos Pons, esta entrada. Tal vez no sea gran cosa, pero la gente debe saber que existen personas como tú. Puede que no lo sepas, pero eres muy especial y lo demuestras cada día.

¡Vamos a pelear por las utopías, por las causas imposibles!

M.

domingo, 12 de junio de 2011

La ciudad de todos, la Revolución consciente

Pongamos que nuestro mundo es una ciudad. Esta ciudad está bastante mal construida: edificios que se caen, casas con ventanas rotas, personas que viven en la calle, gente que no tiene para comer, todo el dinero invertido en edificios ultramodernos para los millonarios mientras hay calles sin asfaltar... Es más que obvio que debemos cambiar esta ciudad. Debemos modificarla, paso a paso. Unos deben recoger los escombros que se van generando, otros deben diseñar nuevos edificios y barriadas con planos bien proyectados, otros deben construir y otros deben limpiar.
En lo más fondo de nuestro ser, en aquel rincón en el que nuestra parte consciente no se atreve a entrar, hay algo irracional que nos dice que debemos prender la mecha e inmolarnos para reflejar nuestra ira ante todas las injusticias que nos envuelven. Esa irracionalidad de nuestro ser nos empuja a destruir nuestra ciudad, a derruir todas las construcciones y llevarnos por delante todo lo que se plante ante nuestro camino. Pero...

¿Qué hacemos luego con los escombros? ¿Cómo construimos una ciudad nueva?

Eso es lo que están esperando Ellos. Ellos son los de arriba, los que nunca vemos. Ellos son aquellos que tienen nuestras cuerdas y nos dirigen como títeres. Ellos quieren que gritemos, que escupamos sangre por la boca, que nos exaltemos y nos dejemos llevar por el odio. Cuando hacemos eso, Ellos nos señalan y se ríen, nos castigan y se burlan. El odio no es camino. La visceralidad incontrolada nos convierte en los esclavos de nuestra propia revolución. La vuelve injustificada y la posiciona contra todos aquellos a los que va dirigida. La irracionalidad es el argumento que esgrimen Ellos. Ellos esperan que no pensemos, que actuemos sin más, que no reflexionemos acerca de lo que está sucediendo.

No les demos ese placer.


Lo revolucionario no es salir a la calle a quemar contenedores y a gritar "la calle es nuestra" una y otra vez, para luego seguir con la vida de uno, como si lo que haces en tu casa y lo que haces en la calle no tuviera nada que ver. Lo revolucionario es reunir a un grupo de gente y decidir que hay que cambiar las cosas. Reflexión, opinión, pensamiento, puesta en común, diseño y acción. La organización es lo que a Ellos les va a desconcertar. Ellos no quieren a gente que, organizada, piense y reflexione maneras de cambiar. Hagámoslo. Ellos no quieren que pensemos y nos culturicemos.

Culturicémonos. Busquemos los motivos para actuar. No hagamos las cosas por el mero hecho de que "hay que hacerlas". Todas las acciones, por muy legítimas que sean, necesitan de un motivo.

Ellos nos quieren violentos y agresivos. Quieren que destruyamos nuestra ciudad y después nos vayamos, o que formemos parte de su sistema, para así absorbernos y hacernos desaparecer. Así, lo revolucionario no es reconcomerse de ira y frustración, sino luchar cada día por y para ser felices y mejores personas. Discute, enfádate, pelea, habla, alza la voz. Pero piensa, por favor, piensa. No es que esté diciendo nada nuevo; el "organízate y lucha" se inventó hace mucho tiempo. Por algo sería.


Ser feliz, bueno y pacífico parece que no se lleva; una de nuestras tareas es ponerlo de moda.


M.

domingo, 5 de junio de 2011

Conoce, reflexiona, actúa.






Parece que el mundo se ha puesto en marcha. Parece que, por fin, tenemos intención de empezar a movernos. No hace falta ser un sabio para darse cuenta de que no podemos continuar en esta situación.
También hay que admitir que son tiempos muy desconcertantes: han salido numerosas plataformas, movimientos y voces que reclaman un cambio y están más que dispuestos a llevarlo a cabo. Seguro que la pregunta de más de uno es:

¿Y qué movimiento, plataforma o voz apoyo yo?

Apoya a todos, o sólo a algunos, o no te unas a ninguno si no estás del todo convencido/a. Tú puedes empezar a cambiar las cosas por ti mismo/a. La persona, desde el mismo momento en que es consciente de la necesidad de moverse, ya ha iniciado una progresión. A partir de ahí todo puede ser más sencillo. Reflexiona, debate contigo mismo/a, busca tus propias conclusiones y opina sobre todo tipo de información que caiga en tus manos. Sé crítico/a. La realidad no es como nos la hacen creer. Los medios no muestran toda la información, los políticos no son como deberían ser y las personas y la sociedad en general se están deshumanizando de forma alarmantemente rápida. Ayuda a los que tienes a tu alrededor e intenta que tu entorno mejore.

Yo ya he iniciado este cambio. A decir verdad, lo inicié hace mucho tiempo, cuando decidí que no quería ser como los demás y que no iba a buscar lo que muchos buscan.

des aquí incito a todos, jóvenes, adultos y ancianos a olvidar el rencor y el odio, a aparcar las envidias, a borrar el egoísmo y el narcisismo. Pensemos de vez en cuando en las personas de las que nos hemos alejado y deseémosles todo el bien posible. Ayudemos a mantener nuestras calles limpias. Realicemos un consumos responsable. No critiquemos a no ser que sea algo constructivo y nos aporte alguna cosa buena. Cuidemos y respetemos nuestro medio y nuestro entorno. Luchemos por nuestros derechos y por los de los animales. Denunciemos las malas acciones y busquemos otras personas para poder debatir, construir y deconstruir.

Sobre todo, dejemos de lado nuestras diferencias para poder trabajar juntos y hacer de éste un mundo mejor.


M.

viernes, 20 de mayo de 2011

martes, 17 de mayo de 2011

Algo está empezando a suceder

Algo se mueve, se palpa en las calles, se presiente. El estado actual de las cosas se desmorona cada vez más. Nos odiamos, nos humillamos y maltratamos. Nos matamos. Destrozamos la naturaleza y a los animales. Como bestias, pisoteamos todo lo que se interponga en nuestro objetivos y metas. No nos importa deshumanizarnos. No nos importa dejar de ser.
Los hechos se precipitan. Y, para colmo, esta maldita política, que nadie entiende, pero que parece regir los destinos de todos de un modo inexorable e imparable. La política que juega a la ruleta rusa con nuestro futuro. No con el mío, que soy joven, sino con el de miles y millones de personas de todas las edades, razas y religiones.

Las personas que hemos decidido tomar las riendas de nuestro futuro tenemos variadas tendencias políticas: unos optarán por el voto a partidos minoritarios para darles voz, otros votarán en blanco. Otros ni tan siquiera votarán. Pero lo realmente increíble es que todos nosotros estamos dispuestos a unirnos por una misma causa: cambiar las cosas. Este movimiento no es político, aunque muchos se empeñen en tildarlo así. Sólo queremos ser los protagonistas y los sujetos activos de cualquier acción que el poder intente llevar a cabo. No hace falta ser de una misma tendencia política para darse cuenta de que el sistema hace aguas: los jóvenes no tenemos trabajo, los jubilados no tienen una pensión digna, las personas mayores no reciben sus ayudas, el paro aumenta cada vez más, cada día muere alguna mujer a causa de la violencia doméstica y los niños tienen un futuro incierto por falta de protección y unas leyes de educación volubles y sin ninguna cordura.

Esto debemos cambiarlo.

Ya basta de que decidan por nosotros. Ya está bien de ser los conejillos de indias de los "líderes". Es hora de demostrar que sabemos organizarnos. Desde aquí pido a título personal y en mi propio nombre, por favor, a todos los partidos políticos, A TODOS Y CADA UNO DE DE ELLOS, desde el mayoritario hasta el más alternativo, que dejen de usarnos como herramienta electoral. NO ESTAMOS A VUESTRO SERVICIO. No nos utilicéis para demostrar a vuestros votantes y seguidores lo mucho que os preocupáis de los problemas sociales, porque en realidad NO OS IMPORTAN. Dejad que cada uno de nosotros decida de forma individual y personal a quién votar o si no van a ir a votar. Pero está completamente de más emplear los últimos sucesos en varias comunidades y ciudades españolas en vuestros mítines para justificar vuestra campaña. Vuestras campañas no tienen justificación, y ya es tarde para que intentéis demostrarnos que la sociedad os importa.

Llegó la hora del cambio.


M.

miércoles, 11 de mayo de 2011

El 15 de mayo, sal a la calle



Últimamente están pasando demasiadas cosas en el mundo que deberían hacer que nos replanteáramos cuál es nuestro papel en el estado de las cosas. Por lo visto, estamos demasiado ocupados con nosotros mismos, metidos en una especie de burbuja, como si todo lo que pasara en el exterior no fuera con nosotros. Nos centramos en cosas banales y, sobre todo, consumimos. Estamos atados a la idea de que, si nos compramos ropa y zapatos caros, seremos divinos e ideales. Si las chicas no llevan taconazos, no son como deberían ser. Si los chicos no llevan los pantalones a la altura de las rodillas, no están a la moda. ¿Qué moda? Es como una sombra que nos sobrevuela a todos, pero que en realidad nunca la hemos visto, aunque sucumbimos sin excepción. Caemos en la imitación, sin ser nosotros mismos. Buscamos la copia que mejor nos conviene y adquirimos aspectos de otros que no nos son propios. Todo esto sucede mientras, en otra parte, se desarrolla un circo absurdo en el que unos supuestos representantes buscan su propio beneficio, con la excusa de encontrar el "bien para el pueblo". A mí no me representan. No creo en los partidos políticos, y mucho menos, no creeré jamás en sus palabras.
Por todo esto estoy indignada, y por ello el domingo 15 de mayo a las 18 hrs en Palma y en la mayor parte de ciudades españolas la plataforma Democracia Real Ya ha convocado una manifestación para que, todos los que estemos indignados salgamos a la calle a hacer oír nuestra voz. No son un grupo de jóvenes; los tejemanejes del Estado y el mercado nos afectan a todos, por lo que esta plataforma está conformada por gente de todas las edades con un denominador común: hacer oír su voz.

Para conocer la información referente a la plataforma en Mallorca y las Islas Baleares: http://democraciarealya-illesbalears.blogspot.com/

sábado, 30 de abril de 2011

En contra de la experimentación con animales





Fotos de Guillermo Amengual Cantallops

Dicen que para que las cosas cambien hay que hacerlas por uno mismo. Vicente Ferrer explicó una vez que los milagros no se consiguen rezando; es más cierto de lo que parece. Y por lo visto, hay muchas personas que quieren que las cosas cambien, y tengo la enorme suerte de haberlos conocido. Uno de esos grupos de personas es AnimaNaturalis. Ayer decidieron salir a la calle para denunciar las atrocidades que se cometen con los animales para experimentar diversos productos con ellos. Yo decidí unirme a la protesta y, como una más, mandamos un nuevo mensaje a la sociedad. Algunos pensarás que somos unos "jipis", o unos "perriflauta", pero defendemos aquello en lo que creemos e intentamos hacer lo posible para mejorar un poquito las cosas. Y seguiremos haciéndolo.
Gracias a AnimaNaturalis por promover iniciativas como ésta. Una de las vías para construir un mundo mejor es respetar la naturaleza y los animales y tratarlos como iguales.

¡Hasta la próxima!


M.

domingo, 24 de abril de 2011

Els tràmits i les persones

A la vida hem de passar per molts de tràmits. De fet, diuen que la vida mateixa és un tràmit per arribar a un destí desconegut. Per aconseguir allò que volem he de dur a terme accions. A vegades, aquestes ens agrades; d'altres, ens resulten desagradables. En alguns moments ens donen igual. Però s'han de fer, sempre.
Tot i això, moltes vegades les coses prenen un gir inesperat i ens sorprenen massa. Pot donar-se el cas que aquest tràmit esdevingui fins i tot la finalitat de les teves accions i prengui més sentit que la meta que t'havies proposat. Aquest gir sorpressiu pot venir a causa d'un fet, d'una bona experiència, d'una persona o de tot junt, com un conglomerat perfecte per construir un camí que semblava ésser inexistent. Són especialment les persones les que fan que un canviï de forma de veure les coses. Els tràmits tortuosos poden esdevenir tota una senda d'aprenentatge, i el premi ja no importa. Quan trobes a una persona que et fa veure la bellesa d'allò que els altres t'ho han mostrat com lleig, quan aquesta persona et retorna la capacitat de creure que els éssers humans estimen la seva feina i posen el seu empeny en cada acte que fan, és quan el famós tràmit adquireix un sentit inimaginable fins aleshores. La paperassa i els envoltoris són absurds quan tens l'experiència de trobar gent que deixa de banda les normes buides per veure a l'interior de les persones. Jo pensava que aquestes persones escassejaven, però n'he trobat al lloc més insospitat.
De vegades s'aprenen lliçons on sembla que tot serà comú, com a la resta de bandes. Per tenir els ulls i el cor oberts, he après moltes coses. Gràcies a les persones, el tràmit ha sigut la meva millor lliçó. Tot perquè he trobat persones que m'han mostrat la manera de ser diferent i estimar com ningú allò que un fa. He après que les normes estan per aquells que no volen ser diferents. Cal acomplir-es, sí, com a un tràmit, però quan deixam de creure en elles esdevenim éssers especials, com els que jo m'he trobat.


M.

Las lágrimas del Monstruo: 300 descargas

¡Las lágrimas del Monstruo ya cuenta con nada menos que 300 descargas! Muchas gracias a todos los que la han descargado y mucho más a los que han tenido el coraje de leérsela. Estas descargas no hubieran sido posibles sin las entradas de la gente en el blog. Que la gente lea lo que escribo y entre en mi blog con cierta asiduidad es halagador, ya que no soy nadie importante ni nada por el estilo; tan sólo me gusta escribir. ¡Gracias por darle vida a este blog, a Las lágrimas del Monstruo i a mis escritos!

M.

http://www.bubok.com/libros/20150/Las-lagrimas-del-Monstruo

domingo, 17 de abril de 2011

AnimaNaturalis vuelve a la carga contra los toros



Fotos: AnimaNaturalis España

AnimaNaturalis volvió a alzar su voz contra las corridas de toros. Más de cien activistas nos concentramos ayer en la Plaza de España para apoyar a la asociación y demostrar que no vamos a parar hasta acabar con los espectáculos taurinos. Los activistas, vestidos de negro y con carteles con nombres de toros, simbolizábamos tan sólo una pequeña muestra de los que han sido asesinados en los "espectáculos" taurinos.

¡Tauromaquia, abolición!

M.

martes, 12 de abril de 2011

Carta en el Diario de Mallorca

Hoy ha salido publicada en Diario de Mallorca (periódico local de Palma, para los que no sois de aquí), tantoen formato papel como en formato digital, una carta que ayer mismo envié a dicha publicación. Se titula Derecho (y deber) de protestar. Os paso el link para que le echéis un vistazo.
¡Espero que os guste!

http://www.diariodemallorca.es/servicios/cartas/cartaLector.jsp?pIdCarta=14955&pRef=2011041200_0_0__Cartas


M.

domingo, 10 de abril de 2011

Panem et circenses o el empobrecimiento de la sociedad en Ícaro Incombustible

La revista Ícaro Incombustible ha sacado ya a la luz su revista número 9, con un diseño impresionante y unos participantes con mucho talento. Una vez más, he podido volver a colaborar con ellos, publicando para esta ocasión "Panem et circenses o el empobrecimiento de la sociedad, que podréis encontrar en las páginas 20 y 21 de la revista.
Muchas gracias de nuevo a todos los que me votasteis y enhorabuena a los artistas y escritores que han podido publicar. Al resto: ¡leed la revista! Os va a encantar

http://issuu.com/revistadearte_artmagazine/docs/icaro9



M.

jueves, 7 de abril de 2011

El final

Hacía mucho tiempo que conocía a Arkan, y las cosas que habían pasado juntos parecían todavía rodearle, como coaccionándole para evitar un desenlace extraño. Habían permanecido tan unidos que nada hacía presagiar este triste final. Llantos, alegrías, preocupaciones, debilidades... Con él había conocido el dolor, pero también se había conocido a sí mismo. Sabía lo que quería y cómo debía actuar para conseguirlo. Sin embargo, todo ello se había vuelto ahora un arma de doble filo, puesto que aquello mismo que descubrió cuando todavía estaba del lado de Arkan era eso que precisamente en ese momento los separaba.
Arkan había decidido tomar un camino que lo alejaba de él; esa era la verdad. Por mucho que se esforzara, por más que intentara frotarse los ojos y ensayar un discurso delante del espejo, las palabras se le truncaban cuando la verdad le atravesaba el cerebro como una cuchilla helada.
Debían separarse. Para siempre. Ahora Arkan, su viejo amigo, tenía una visión de las cosas imposible de compartir por él. Parece horrible romper una amistad así, sin otro motivo que el andar por sendas distintas. Pero es mejor acatar la realidad a tiempo que vivir en la falsedad de una realidad construida como si un castillo de naipes se tratara. A la larga iba a ser más doloroso.
Todo esto también le obligaba a romper con parte de su pasado, a olvidar aquello en lo que una vez creyó y que aún guardaba en alguna parte de su ser. Llegaba la hora de cortar esos hilos y no volver a mirar jamás atrás. Todos esos recuerdos quedaban guardados en un baúl bajo llave e iba a tirarlos en el abismo más oscuro. Sin atisbo de duda, le deseaba lo mejor, pero en una vida que ya no iba a ser la suya nunca más.


M.

Cuarto Milenio vuelve a Mallorca

Por segunda vez en poco más de un mes mi amigo Nacho Ares, egiptólogo, director de Revista de Arqueología y del programa Ser Historia, y yo nos hemos vuelto a ver. Le han acompañado sus cámaras, Marcos y Guillermo, para hacer un reportaje documental sobre la historia de la Misericordia, un edificio de Palma con mucha historia. El programa se emitirá dentro de aproximadamente un mes. Después de dos visitas en tan poco tiempo, va siendo hora que nos demos un paseíto por Madrid a conocer en persona La Nave del Misterio...
Aquí os dejo la noticia que ha publicado Diario de Mallorca en relación al tema: http://ocio.diariodemallorca.es/tv/noticias/nws-12713-cuarto-milenio-recoge-fantasmagoricas-historias-rodean-misericordia.html
¡Prometo ser yo la próxima en visitaros!


M.

jueves, 31 de marzo de 2011

Indígnate

Stéphane Hessel nació en Alemania en 1917, pero siendo muy pequeño fue a vivir a Francia. Normaliène, fue alumno de Hegel y conoció a Jean-Paul Sartre. Como miembro de la Resistencia, luchó en la II Guerra Mundial y fue prisionero del campo de concentración de Buchenwald. A pesar de todo ello, aún tuvo fuerzas para ser uno de los redactores de la Declaración Universal de los Derechos Humanos. De hecho, es el último redactor vivo hoy en día.
Su vida ha estado marcada por la lucha contra las desigualdades y los derechos básicos del hombre. Es, por tanto, el más indicado para decir que el mundo tiene serios problemas y que está en nuestras manos protestar para que se solucionen. Indignaos es el resultado de esta reflexión.
La novela histórica, los libros de ciencia-ficción o los de fantasía son geniales, pero también es necesario y básico hablar de este tipo de libros. No todos los días una persona de 93 años escribe un mensaje tan claro y tan directo a la juventud: levántate y protesta. Hay muchas cosas por las que quejarse. Demasiadas. Debemos salir de nuestro tedio, ir a la calle y alzar la voz todos juntos. Como dice Hessel en su obra, la peor actitud es la indiferencia. Si nos quedamos sentados en la comodidad de nuestro sofá, haciendo nuestras cosas, ajenos al mundo y a la realidad que nos rodea, estaremos pisoteando todos nuestros derechos y menospreciando la lucha de aquellos hombres como Hessel, muchos de los cuales dieron su vida por la libertad de las sociedades del mundo.
Ahora muchos de esos derechos están en peligro, y nos vemos condenados a seguir los dictámenes de unos poderes abstractos. Los Estados parecen seres incorpóreos, lejos de nuestro alcance, como si fueran divinos.
Alguien me dijo una vez que los mercados eran cuatro tíos gordos fumando puros, viendo como las vidas de las personas se van al traste mientras ellos ingresan dinero en sus hermosos paraísos fiscales.

Nosotros no somos números, somos personas. Si queréis más argumentos para salir a la calle, leed este libroUna última cita de Hessel para cerrar esta entrada:

A aquellos que harán el siglo XXI, les decimos, con todo nuestro afecto:

Crear es resistir.
Resistir es crear.


Merci beaucoup, Hessel, pour ce livre. C'est le message que le monde nécessite pur changer. Je m'indignerai.
C'est mon devoir.


M.

domingo, 27 de marzo de 2011










What if everything around you
Isn't quite as it seems?
What if all the world you think you know
Is an elaborate dream?
And if you look at your reflection
Is it all you wanted to be?

NIN


Una vez oí que los actos que cometíamos, buenos o malos, nos serían revertidos en el futuro. Esa sandez me parecía obra de algún advenedizo loco, de esos que van cargados de amuletos y baratijas a todas partes e invoca a no se sabe qué dioses cuando ve por alguna parte signos de malos presagios. Cuando veía a alguno de estos personajes me ardían los sesos por decirle "Eh, perdona, ¿no ves lo que soy? ¿Acaso crees que me importan los malos presagios?"

Ahora lo sigo pensando, pero de otro modo. Es difícil no pensar en una condena cuando tu única alternativa a la vida es pasear bajo la luz de la luna y alimentarte de sangre.

Pero soy lo que soy.


Es mi naturaleza.



Atrás quedaron las dudas, los remordimientos de conciencia, la pena y las ganas de lanzarme al sol. Enterré en un hoyo bien profundo todo ese pasado que aún me anclaba a algún resquicio de humanidad que podía permanecer en mi alma. Allí se han quedado todos mis amigos y conocidos, mis deseos, mis metas. Mi amor...

Es como despertar de un sueño para ir a parar a una pesadilla.

¿Quién dijo que es agradable? ¿Quién pensó que podría ser divertido? ¿Cómo puede creerse que la inmortalidad es un regalo?

¿Cómo va a ser bueno no morirse nunca?

No voy a escribir mis reflexiones en un libro para la posteridad, ni voy recopilar mi vida en cajas para que mis vivencias sean relatadas. Soy un vampiro, no Charles Dickens.
¿Cuál será mi próximo movimiento? Tengo amigos, gente en quien confiar. Con Arkan como nuevo líder todos mis miedos deberían haberse disipado, pero hay algo que me dice que no debo tener tan buenos pensamientos. Espero y deseo equivocarme, pero a quién quiero engañar...


Un depredador nunca se equivoca.



M.


lunes, 14 de marzo de 2011

Juventud.



Había pasado tiempo. Mucho tiempo. Sus risas histéricas, las bromas sin sentido y la ansiedad en la parada del autobús habían dado paso a la calma y la estabilidad. El mundo había cambiado y había adquirido pleno sentido. Antes no se entendía nada, y vivía cada minuto con la total seguridad de que la vida se abría paso ante ella como una aventura vertiginosa.
Qué tiempos más preciados. La amistad, las salidas por la ciudad sin saber muy bien a dónde dirigirse, los cines de los sábados por la tarde. Celos adolescentes sufridos en silencio, incontinencia verbal, emoticonos por doquier.

Qué tiempos más preciados.

Ahora Ella ha encontrado al amor de su vida. Las cosas siguen su curso, pero ha pasado demasiado tiempo. A pesar de todo, siempre recordaba los viejos tiempos.


Camina con la luz de sol pegándole de cara, y una brisa invernal que le cala hasta los huesos. Antes se habría pasado horas hurgando en el armario para ponerse algo que le sentara realmente bien (o al menos eso pensaba Ella). Ahora, unos vaqueros desgastados y una camiseta son más que suficientes. Por mucho que digan, a la hora de la verdad la vida no te va a juzgar por tu indumentaria.
Plateándose todo lo que pasa ante sus ojos, criticando las noticias y protestando por todo. Su aliento, que antes olía a piruleta y a chicle de fresa Boomer, ahora huele a café ecológico y chocolate negro. Así es ahora Ella. Pero aún almacena ese poso de dulzura de aquellos años pasados. Sus ojos todavía conservan el brillito de la ilusión por las cosas. De hecho, todavía camina con las viejas zapatillas que se compró por aquel entonces y que tanto le gustaron.
Ya ha acabado su carrera y está a punto de encontrar un trabajo. "El tiempo vuela", piensa Ella. Sin embargo, la nostalgia y la melancolía no invaden su alma, sino que revolotean en su cabeza y al poco se marchan.

Cuando cruza la calle, ve a dos chicas de unos quince o dieciséis años en el otro extremos de la acera. Sonríen y cuchichean, se pasan un teléfono móvil; parece ser que leen un mensaje de texto, probablemente lleno de abreviaturas y emoticonos. Risas histéricas, bromas sin sentido y ansiedad en la parada del autobús.


Al fin y al cabo, yo tampoco era tan diferente a ellas.


M.

viernes, 25 de febrero de 2011

Manifiesto de la Esperanza

El mundo se está moviendo. Los millones de personas que vivían oprimidas ya no quieren seguir estándolo más. Los pueblos se levantan contra aquellos que los han estado cogiendo del cuello durante años, vendiendo su libertad, prostituyendo sus derechos. Los maltratados están cansados de sufrir y aguantar sin decir palabra, y ahora han reaccionado. ¿Y qué hacemos nosotros? Lamentarnos por su suerte mientras seguimos con nuestras vacías vidas. Occidente, el mundo “avanzado”, da la espalda a una realidad que tarde o temprano no podrá negar. Los jóvenes de los pueblos a los que solo hemos prestado atención por su petróleo o su gas natural ahora se levantan y luchan. Universitarios, chicos en edad de ir al instituto… Todos ellos, con sus manos entrelazadas y lágrimas en los ojos se preparan para alcanzar la libertad. Aquí los jóvenes no son más que la eterna promesa de unos países que jamás llegarán a tener la calidad moral de los países liberados.
Pero esto no viene de ahora. Aquí, en España, en esta tierra de apariencias y de ver subir al compañero para luego hacerle caer y disfrutar con su dolor, los jóvenes no somos más que un proyecto de futuro que, a este ritmo jamás llegará. Hemos crecido en una tierra de pandereta e ignominia, donde el engaño campa a sus anchas y la incultura y putrefacción son nuestro pan de cada día. Los jóvenes, idiotizados por el opio del pueblo del siglo XXI, jugamos a ser maduros. La madurez no la da el trabajar a los 17 años, o tener permiso de papá para coger su coche, o independizarse con un novio guay a los 20. La madurez la da la capacidad de estremecerse ante las injusticias del mundo, de llorar ante la impotencia de no poder escupir en la cara a los corruptos, las ganas de querer cambiarlo todo. Eso, y pelear y luchar por los derechos de uno, es madurez. El resto, patrañas. Mirar con cara de lástima el telediario y seguir comiendo no nos convierte más que en borregos adormecidos que siguen lo que los de arriba quieren que hagamos. No vale decir “es que no se puede hacer nada”. No es cierto. Si todos quisiéramos, el mundo cambiaría en un solo día. El problema es que quienes nos manejan nos han hecho pensar lo contrario para seguir ganando a costa de la destrucción.
La sociedad española está empobrecida. El consumismo, el dinero, el morbo baratero y la incultura televisiva inundan nuestras viviendas, violan a nuestros amigos y amigas y nos dejan huérfanos de toda capacidad de reacción. Se nos debería caer la cara de vergüenza de ver que aquellos pueblos “pobres” están triunfando por encima del mal, poniendo en evidencia a la todopoderosa Occidente. Nosotros, y los países occidentales en general, somos mucho más pobres que ellos. No tenemos amor propio, ni orgullo, ni dignidad. Y los jóvenes mucho menos.
Las revueltas del norte de África deben servirnos para darnos cuenta de que, si queremos, podemos cambiar las cosas y podemos conseguir un futuro mejor para nosotros y nuestros hijos. Los revolucionarios nos han demostrado que el organízate y lucha es posible y viable. ¿Por qué nosotros no lo hacemos? ¿Por qué no usamos la paz, nuestras palabras y nuestra fuerza para cambiarlo todo? Por favor, que todos los jóvenes de este país se unan en una sola voz para hacer de nuestro futuro un camino seguro y no un campo de minas, tal y como se presenta ahora. Hay esperanza; en muchas partes hay jóvenes que quieren alzar su voz. Hagámoslo. Ahora es el momento. Honremos a nuestros compañeros del ahora más que nunca Próximo Oriente.

La gente tiene el poder. Demostremos a los que mandan que tenemos fuerza, mucha fuerza.


M.

jueves, 24 de febrero de 2011

De paseo con Cuarto Milenio







Qué gran sorpresa recibimos cuando nos enteramos de que Nacho Ares y algunos miembros del equipo de Cuarto Milenio venían a rodar un par de días a Palma de Mallorca (no os diré el qué; ¡tenéis que verlo!). Prestos y diligentes nos pusimos en contacto con ellos para verlos y tomar unos mostos. Al día siguiente estuvimos en Palma y les pude enseñar las bondades de nuestra ciudad, con cena incluida en El Bosque del Duende. Qué decir... Me lo pasé genial, me reencontré con Nacho después de casi tres años desde la última vez que nos vimos y disfrutamos de una cena muy divertida.

¡¡Volved pronto!!


M.



Los cámaras del programa. Simplemente geniales


Con Nacho Ares, director de Ser Historia, Revista de Arqueología y un amigo de quitarse el sombrero





P.D.: (nada que ver con este post): el mundo se mueve y cambia, y nadie parece tener opinión... Menos algunos. Más noticias en breve.

jueves, 10 de febrero de 2011

Surrealismo: educación, educadores, pedagogos, sistemas...

La educación es un mundo muy complejo. Todos hemos pasado por ella pero, seamos de la generación que seamos, pensamos que cada vez va a peor. Mucha responsabilidad, mucha vocación y mucho esfuerzo, sin hablar de algunos casos de agresividad. "Hay que ver cómo están los chavales de hoy en día", dicen unos, o "Esta generación es la peor que he visto en mucho tiempo", dicen otros. Está claro que la educación, al menos en nuestro país, presenta gravísimos déficits y carencias. Estamos en la cola de los países europeos a nivel educativo, pero no hace falta irse a Europa; basta con ver los resultados académicos de los alumnos. Todos nos echamos la culpa unos a otros sin darnos cuenta del principal problema y causa de esta crisis en la educación: la sociedad. Dejemos a un lado los constantes y continuos cambios en la legislación en materia de educación (que también tiene mucha tela que cortar) y planteemos el tipo de la sociedad en que vivimos: mínimo esfuerzo, poco espíritu de lucha, conformismo, premio a la incultura, superficialidad, egoísmo, espíritus destructivos... Y no sigo porque es desalentador. Esta es la sociedad en la que se están desarrollando los jóvenes. Una sociedad en la que hay más programas del corazón que de cultura. Una sociedad en la que las personas cultas han sido relegadas a un cuarto oscuro y se les tira migajas de pan, para que se entretengan. Una sociedad en la que trabajar demasiado es de frikis.

Una sociedad podrida.

¿Cómo va a salir los chavales? Por favor, miremos a nuestro alrededor y después intentemos responder a esta pregunta. No esperemos milagros de unos jóvenes a los que aún les falta un largo recorrido para su madurez intelectual y personal. Ellos no tienen la culpa; la tenemos nosotros, los adultos, que con nuestra desidia hemos abandonado el barco a la deriva y ahora no hay vuelta atrás para cambiar la sociedad en la que vivimos.
Pasemos ahora a la cuestión de la educación. La educación es un reflejo de esta sociedad. Profesores quemados que llevan 20 años haciendo los mismos ejercicios. Centros que no tienen en cuenta la realidad existente y sistemas que no saben dar respuesta a las necesidades de los jóvenes. Oh, sí es muy bonito decir "¡Educación para todos!", pero a la hora de la verdad, quien no llega a lo establecido por este maravilloso "sistema", recibe como ayuda la frase de "Tú no sirves, ni para esto ni para nada", seguida de una bonita patada en su trasero. Seamos francos: nuestro sistema educativo no ofrece una educación para todos, ni atenciones especiales a los chicos y chicas que lo necesiten, ni ofrece un abanico de posibilidades. Nuestro sistema educativo nos obliga a pasar por el aro, una y otra vez.
Yo creo en un sistema diferente. Creo que es posible hacerles ver a los alumnos que una nota a final de curso no es lo importante. Pienso que puede haber un día en el estos alumnos dejen de ser meros números o cifras de fracaso para centros y administración y se conviertan en personas que tienen derecho a una educación como es debido. Todo eso podría lograrse, a mi juicio, lejos de las teorías de pedagogos, la mayoría de los cuales no conocen la realidad de un centro. ¿Cómo puede dedicarse uno a guiar un proceso educativo, a ayudar a los chicos con dificultades sin vivir todo ello en primera persona? Por suerte o por desgracia, estos últimos meses he conocido más de fondo diversas teorías y opiniones de pedagogos.

Y lamento decir que no me ha gustado ninguna.


M.

jueves, 3 de febrero de 2011

Cambios y persistencias

Estos días me resulta bastante complicado estar tranquila con todo lo que está sucediendo. En Egipto, el pueblo se ha cansado de aguantar a un dictador durante 30 años y están dispuestos a pagar la libertad con su propia vida. Aquí en España asisto aterrada a la firma de un "pacto social" del Gobierno, los empresarios y los sindicatos. ¿Desde cuándo los sindicatos renuncian a sus principios para poder hacerse la foto? Sospecho que intuyeron que si convocaban una huelga general iban a fracasar y debían hacer algo... Aunque eso fuera a costa de los trabajadores. Un espectáculo deplorable. Entre todas estas jornadas de apretones de manos, buenas intenciones y sonrisitas, el BBVA anuncia que en 2010 ganó más de 4000 millones de euros. ¿Cómo pueden anunciar algo así, justo cuando se conoce que este mes se han apuntado al paro 120000 personas más? ¿Ignorancia? ¿Desfachatez? No sé qué me asusta más. Para colmo, también es noticias que, mientras la venta de utilitarios ha caído un 20%, los coches de lujo han aumentado su venta en un 130%. Es realmente vergonzoso y humillante que unos señores vestidos de traje nos digan que debemos apretarnos el cinturón cuando ellos no dejan de ingresar dinero gracias a nuestra triste situación. Yo envejeceré trabajando para poder pagarles el sueldo y la pensión a los que especulan con mi dinero. ¿Y esto es un estado garantista? Que luego no me vengan con la historia de que hay que cuestionarnos el papel de las autonomías y de ciertos órganos como el Senado. Claro, antes de recortarnos el sueldo y los gastos inútiles, recortamos las libertades a esta pobre gente.
Lo peor de todo esto es que las cosas van a a seguir igual. La persistencia en la ignorancia, el pasotismo y la inercia serán la tónica predominante en este país de ni-nis y jóvenes con dos carreras, siete idiomas y 26 años en el paro. Estos jóvenes no hacen más que protestar, pero seamos francos: son una minoría frente aquellos que no hacen absolutamente nada. La revuelta de Túnez tuvo sus inicios en los estudiantes universitarios cansados de su precariedad. En Egipto, los jóvenes han salido a la calle junto con sus padres y sus abuelos. Pero aquí nadie se moja. Da pereza hasta hablar de ello. "Es que a mí esto de la política..." Te dicen algunos. Claro. Es mejor vivir en la inopia, sin saber que están cogiendo tu futuro, arrugándolo y tirándolo a la basura.
El mundo está cambiando, pero por lo visto aquí todo va a seguir igual.


M.

martes, 18 de enero de 2011

AnimaNaturalis, en Ses Beneïdes



Fotos de Guillermo Amengual Cantallops


AnimaNaturalis estuvo ayer en Ses Beneïdes de Palma para protestar por las corridas de toros y el trato que reciben estos animales. Para los que no conozcáis Ses Beneïdes (en castellano "las Bendiciones"), consiste en que, el día de Sant Antoni, diferentes entidades, así como personas a nivel particular, acuden para que un sacerdote bendiga a sus animales y mascotas. AnimaNaturalis, bajo la consigna de "Estimada classe política: qui el beneeix a ell?" (Estima clase política: ¿quién le bendice a él?) y una imagen de un toro asesinado por un torero, seguida de numerosas consignas para la abolición de esta práctica que llevaron los compañeros, circulamos por las calles de Palma, recibiendo el aplauso de numerosos asistentes. Nos llevamos algún que otro insulto, pero no nos importó lo más mínimo.
Ses Beneïdes es una jornada en la que la gente manifiesta su amor por sus mascotas y por los animales; era un momento fantástico para manifestar que, si tanto queremos a los animales, hay que evitar que masacres como ésta continúen celebrándose.


Fue un placer colaborar con los compañeros de AnimaNaturalis y me encantará ayudarles y apoyar sus iniciativas.


M.

viernes, 14 de enero de 2011

nº de enero de la Revista de Arqueología

Hoy ya ha salido a la calle el número de enero de 2011 de la Revista de Arqueología. En él he tenido la suerte de poder publicar un artículo, el segundo con esta revista, titulado "Itálica, ciudad de emperadores", que encontraréis en las páginas 24-31. Mi agradecimiento a su director, Nacho Ares, que a su vez es un gran amigo mío



M.

viernes, 7 de enero de 2011

Qué pienso yo de la Historia: una apología




Pocos quedan ya que puedan hablar con propiedad de la Historia. Por desgracia, no conozco a mucha gente a la que le haga ilusión coger un libro relacionado con lo que pasó hace más de 100 años (o incluso menos). La sociedad se transforma y la Historia no parece estar entre sus planes. Como una hoja seca a la intemperie, la Historia se pudre.

Estas palabras no solo vienen porque la Historia sea mi vocación, la carrera en la que me he licenciado y una parte importantísima en mi vida, sino porque también pienso que la Historia debería ser la clave del mundo, el lugar donde pudiéramos refugiarnos y sentirnos a salvo. Ahora es un arma que esgrimen la mayoría de gobiernos del globo para llevar a cabo sus ideas y justificar sus acciones. La Historia ha quedado relegada a la imagen de materia y saber inalcanzable, propio de eruditos. Y es falso. La Historia somos todos. Todos la construimos cada día y todos tenemos el derecho de acceder a ella. Aquellos que la trabajan tienen el deber de transmitirnos sus conocimientos; los sabios son sabios para poder hacer saber a los demás.

Cuando yo iba al archivo del Reino de Mallorca y cogía entre mis manos un documento del siglo XIV, me embargaban sensaciones abrumadoras. La emoción era muy grande, pero al mismo tiempo sentía una gran responsabilidad. Iba a obtener información de algo valiosísimo y estaba en mis manos trabajarla bien para que los demás pudieran acceder a ella. Me sentía (y me siento) una privilegiada por tocar esos papeles, leer esas letras, a veces difíciles de "descifrar" y aparcaba todos mis problemas y preocupaciones para poder dedicarme única y exclusivamente a aquello que tenía delante.

Ojalá todo el mundo pudiera sentir lo mismo.

Es nuestro deber proteger la Historia y trabajarla. Aquellos que estamos iniciándonos y los que ya son profesionales reconocidos deben demostrar a la sociedad que la Historia no es un saber acabado, sino que nos queda mucho por descubrir. A los niños y niñas que están en los institutos se les debe enseñar que la Historia es un ciencia, y que ellos, como elementos constituyentes de una sociedad que es sujeto activo de la Historia, pueden participar de forma activa.

Podemos y debemos hacer bajar a la Historia de esa visión de erudición que se tiene actualmente sobre ella, y acercar al máximo de personas posible lo emocionante y maravilloso que es saber de dónde venimos y por qué sucedió todo lo que conocemos o viene escrito en los libros.

Yo, por lo menos, voy a intentarlo.


M.

sábado, 1 de enero de 2011

Ready to start



Todo el mundo, al acercarse el día de Nochevieja, hace una perorata sobre lo que ha sido el año y aquellos propósitos que tiene el año entrante. Yo no creo en nada de esto.Todos sabemos muy bien lo que hemos hecho; expresarlo es como una necesidad de expiar los errores cometidos y rearfimar los triunfos. En cuanto a los propósitos de 2011, tan sólo ( o "solo", como quiere ahora la RAE...) diré que estoy lista para empezar. Lista para lo que venga, sea bueno o malo. Mis propósitos, si es que me los he planteado todavía, me los guardo para mí. Este último año me ha servido para ver que, si no crees en ti mismo, no esperes que los demás lo hagan simplemente porque sí. Las personas hablan de valores, de la amistad, de la sinceridad, de lo bonito que es quererse a pesar de las distancias y lo humano que es respetarse a pesar de las diferencias.

Pocos, muy pocos, lo sienten realmente.

Por eso no voy a venir yo con mi lista de buenas intenciones. El 2010 me ha quitado muchas cosas y me ha dado otras tantas, y creo que todo ello ha sido justamente. Hace mucho que pienso que la suerte y el azar existen, pero para que éstos aparezcan, es necesario que uno tome las riendas de los hechos. Yo he decidido mi suerte, y la mayor parte de las cosas que me han pasado han sido por mis deseos de que así fueran. El 2011 no será diferente en eso.
Dejémonos de falsedades, de decir lo mucho que queremos a este o aquel cuando no es verdad. Dejemos de sentir compasión por los que no han tenido tanta suerte como nosotros, porque mientras lo hacemos, estamos rodeados de las frivolidades que tanto nos gustan. Sé que estas palabras podrían molestar; a veces, la verdad desnuda es más incómoda que la que va ataviada de eufemismos y mentiras.
Dejemos de aparentar lo que no somos y de sonreír cuando en el fondo nos estamos muriendo por dentro. Cambiar nuestras vidas es tan sencillo como decidir hacerlo. Creemos que estamos bien porque en el pozo en el que vivimos a veces se cuela la luz y nos ilumina el rostro, pero no caerá una cuerda por sí sola que nos salve.


Dejémonos de patrañas


Lo único que pido para el 2011 son dos cosas: verdad y pureza. Estamos envilecidos creyendo que está bien creernos amigos del prójimo cuando en el fondo no sentimos nada. No aparentemos nada. Simplemente vivamos rodeados de verdad. Quitémonos nuestras caretas absurdas, cojamos aire y borremos de nuestra vida todas las personas y cosas que nos ha generado malos sentimientos o por las que ya no nos dolemos ni amamos. Sin venganzas ni rencores; una purificación del alma. Una cuestión de actitud, la mejor forma de seguir adelante sin hacerse daño a uno ni a los demás.

Se trata de ser sincero con uno mismo.


Hagamos un ejercicio de justicia y pureza. Yo empecé a hacerlo hace mucho tiempo y fue cuando me encontré a mi misma, cuando rehice mi forma de ser y me sentí verdaderamente satisfecha.

Y estoy lista para empezar de nuevo.


M.